Calehira ya pisa su pelota en Huaraz

(DAROTI).- Ronaile Calheira, pisó suelo peruano el viernes 15 de julio en horas de la noche y la mañana del martes 19, llegó a nuestra ciudad, para volver a ponerse la camiseta verde y dorada, desde la segunda rueda del campeonato.
Ya desde las cuatro de la tarde, se unió a sus compañeros para trabajar a órdenes del preparador físico Juan Carlos Vargas, ante la ausencia del profesor Jorge Amado Nunes, según, nos explicaron, por motivos familiares, que tiene en la ciudad de Lima.
“Ya estoy aquí nuevamente, me siento muy bien, gracias a Dios, retornó después de aproximadamente ocho años, con muchas ganas de aportar mi experiencia en favor del equipo”, dijo el delantero ancashino.
También, nos contó que tuvo un paso por Universitario de Deportes, con quien salió campeón, después jugó en Huánuco, posteriormente, dijo haber viajado a Colombia, China, Bolivia, Malta, El Salvador, tratando de hacer bien las cosas, como debe ser, y en su caso anotando goles y apoyando mucho a su equipo, en la marca de los rivales.
“Estoy en mi peso ideal, en buena forma física, estoy aquí con más tiempo para volver a corr
er en la altura, porque, no es igual jugar a nivel del mar y a los 3, 200 metros de altura, por eso es que llegué con más días de anticipación para una mejor adaptación, y cuando se inicie la segunda ronda, ya pueda actuar sin problemas”, aseveró el goleador.
Respecto a los encuentros que le quedan a Sport Ancash en la primera rueda, manifestó su deseo que los gane, para estar en el pelotón de arriba, por ahora, se irá a la tribuna a alentar al equipo, como un hincha más, enfatizó.
ENTRENAMIENTOS.- Los trabajos se reiniciaron bajo un ambiente tranquilo, la única novedad, fue la no presencia del técnico ancashino, y se espera que en las siguientes horas, el presidente Pepe Mallqui, explique los motivos.
ANTE HUARALINOS.- El encuentro se ha programado para este domingo 24 a las 3:30 de la tarde y los precios serán rebajados para tener un estadio lleno de aficionados con los colores auriverdes, alentando a los jugadores, para quedarse con los tres vitales puntos.